Los apologetas de Tin vale

Por: Raúl Capote

Salón Rosado de la Tropical, La Habana, 20 de diciembre del 2017, un colectivo de trabajadores festeja el próximo aniversario del triunfo de la Revolución, la actividad ha sido preparada con esmero, los responsables de organizarla solicitaron a la institución cultural un espectáculo festivo acorde a la ocasión, el programa es simple, un humorista del Centro Promotor del Humor y música grabada, la orquesta Anacaona contactada por el colectivo de trabajadores brindaría su arte gratis como regalo a la fiesta.

Mientras llegan los invitados ponen música grabada y videos musicales en una gran pantalla, casi todo es mal reguetón, pero no nos vamos a referir en este escrito a la promoción de la banalidad y el mal gusto de que hacen gala muchos de los ejecutores de ese género musical, al que muchos dicen combatir y pocos hacen algo por no promover en centros culturales e instituciones recreativas, lugares públicos e incluso centros educacionales. Voy a referirme al mal humor.

Comienza el espectáculo, el humorista sale a escena, se empeña durante los primeros largos minutos en convencer al público de que es feo, feísimo, super feo, el rey de los feos, pero eso no es importante en la vida, porque por ejemplo Marc Anthony es feo pero millonario y sus millones lo hacen lindo y lanza su gran descubrimiento, comparable a encontrar la fuente de la eterna juventud, el dinero embellece, mientras mas ceros en la cuenta bancaria más belleza.

El feo confeso, dice que las mujeres y ahí singulariza, especifica, puntualiza con saña que se refiere a las cubanas, al mirar a un hombre, al escogerlo lo hacen por su dinero y que, se pone de ejemplo, él, tiene que pagar para tener mujer y generaliza, hay que pagar, todos pagamos en Cuba para tener una mujer porque el dinero es quien decide, quien manda, el dinero es la fórmula mágica que hace la diferencia.

El feo confeso, no es un descubridor, no ha dado con la piedra filosofal de la belleza, ya lo dijo un grande siglos antes, Francisco de Quevedo Y pues quien le trae al lado Es hermoso, aunque sea fiero, Poderoso caballero Es don Dinero.

Ofensivo, de pésimo sentido, chabacano, solo algunas sonrisas acompañaron la actuación del cómico, pero era solo el comienzo, el plato fuerte llegó después.

Otro humorista, el principal, entró en escena, continuó la apología del poderoso caballero don Dinero  pero la diatriba de todo lo cubano aumentó. El simplismo de la fórmula todo lo extranjero es bueno y lo cubano es malo ocupó el centro de la puesta en escena, resulta que en todas partes del mundo la cornacupia de la abundancia se derrama generosamente, menos en Cuba, los cubanos somos pobres, brutos e incapaces, nuestras mujeres interesadas, etc. de todo hubo, desde racismo hasta una desafortunada comparación entre Cuba y Puerto Rico, donde el señor cómico, que piensa primero con el estómago,  considera a la isla hermana como ejemplo de abundancia alimentaria, para que hablar del chiste de las vacas locas.

Reírnos de lo malo, de nuestros defectos y errores es una cualidad de los cubanos y de lo cubano, eso nos hace fuertes, es propio de pueblos sólidos, seguros de sí, pero la diatriba de todo lo cubano, la apologética del dinero y peor aún de lo extranjero es denigrante, ofensivo y cipayo.

¿Dónde está? nos preguntamos, el buen humor cubano, extrañamos a la Leña y a la Seña del Humor, a Virulo, Pagola la Paga, NOS-Y-OTROS, a Osvaldo Doimeadiós, Churrisco, Carlos Ruiz de la Tejera y tantos otros excelentes humoristas. ¿Qué dió paso en nuestros escenarios a ese humor copiado de lo peor del negocio del espectáculo miamense? ¿Es un humor que se hace para los emporios de ese mundo del divertimento vulgar?. Poderoso caballero es don Dinero.

El llamado, cual grito de guerra ¿Dónde hay un yuma? ¿No hay ningún yuma aquí? lanzado desde el escenario del Salón Rosado de la Tropical, dolió en lo más profundo del alma de muchos de los presentes, nadie rió tal gracia, solo dos o tres, que de todo hay en las viñas del señor.

Ser o tener, esa es la cuestión, magníficamente analizado por el intelectual cubano Enrique Ubieta a lo largo de toda su obra ensayística, ser o tener, socialismo o barbarie, solidaridad o insolidaridad, tolerancia o intolerancia, cultivar lo mejor del arte para que centellee en el alma de los hombres y nos haga mejores, más plenos o sembrar el mal gusto, la banalidad el veneno del tener, los valores del capitalismo, preservamos al hombre y la mujer del socialismo o le damos paso a don Dinero, esa es la cuestión, ser o no ser.

Gracias a las Anacaonas, salvaron la honra con su buen arte, los trabajadores y trabajadoras allí presentes junto a sus familiares y demás invitados, disfrutaron de la actuación cubanísima y de calidad de la orquesta, que no cobró un centavo por su actuación.

 

 

 

Ante todo: somos cubanos

volveríamos sin dudas a unirnos y responder, como en el siglo XIX lo hacíamos al preguntársenos como pretendíamos expulsar al Ejército español con tan pocos hombres y armas: “Es Verdad, pero nosotros somos cubanos

Por: Bertha Mojena

“Ay Cuba, pedazo de uno /que adonde vayas vas dentro/ que no te quepa la duda/ nunca te abandonaremos.” Así resuena un fragmento de una canción del cantautor cubano Raúl Torres que semanas atrás se convertiría en himno y estímulo de todo un pueblo. Vuelvo a ella, y sin pretenderlo, me parece entonada por muchos en el mundo que en los últimos días han vuelto a levantar, a sentar banderas con esta madre hermosa y única que es Cuba.

Hablo no solo de los cubanos que desde varias regiones del planeta la aman y la defienden siempre, sino también de los amigos, los hermanos que se unen a nuestras causas más nobles, y a unas horas de las votaciones en Naciones Unidas del informe contra el bloqueo económico, financiero y comercial impuesto a la isla hace mas de 50 años, se elevan como una sola voz por la verdad y por la justicia.

Hace apenas nueve días concluyeron los encuentros regionales de cubanos residentes en América Latina y el Caribe y en Europa, y como colofón, hace menos de 72 horas cientos de cubanos residentes en Estados Unidos volvieron a reunirse también, para compartir criterios, preocupaciones, defender intereses, sentar pautas en la lucha por una Cuba mejor, de todos y para todos, más soberana y sin bloqueo ni imposiciones externas.

Para los que habitualmente desandamos las redes y estuvimos pendientes de cada detalle de estos encuentros, especialmente de este último durante el fin de semana, vimos a los hijos de esta tierra, de varias generaciones, hablar de Martí, escuchar atentamente al doctor Eusebio Leal y emocionarse con sus palabras, alegrarse porque en La Habana esté ya la réplica de la estatua ecuestre del Maestro y que pueda ser inaugurada con todos los honores el próximo 28 de enero.

Pero también se habló de lo que los emigrados cubanos han representado para nuestra historia Patria, para las luchas independentistas y el desarrollo económico y social del país, para nuestras familias y para otras batallas que durante el proceso revolucionario hemos tenido que librar en muchos terrenos.

Se les actualizó sobre los pasos que se han dado en el Congreso norteamericano para impedir un retroceso en las relaciones bilaterales entre Cuba y Estados Unidos, a pesar de la evidente preocupación por los desatinos del presidente Trump y quienes le rodearon en el deplorable discurso del pasado 16 de junio en Miami y posteriormente, en Naciones Unidas. La reducción drástica del personal diplomático cubano en el país norteño y las correspondientes afectaciones a los residentes cubanos allá centró también la atención de los asistentes al encuentro.

Como saldo, una Declaración Final en la que se comprometen, bajo la guía del pensamiento de Martí, a informar en sus comunidades —en más de 20 Estados— los temas tratados en el encuentro, en particular el peligro en el retroceso en las relaciones bilaterales y promover a nivel local los pronunciamientos a favor de lo que hasta ahora se había avanzado, rechazar los pronunciamientos de Trump y de quienes lo rodean, quienes no representan el sentir de la mayoría de los cubanoamericanos y de los estadounidenses, así como rechazar la disminución del personal diplomático cubano en Estados Unidos.

Los que asistieron a este IV Encuentro de Cubanos Residentes en Estados Unidos acordaron volver a reunirse en octubre del próximo año para evaluar estos temas y continuar incrementando las acciones de denuncia contra el bloqueo. Al cierre, el canciller cubano, Bruno Rodríguez Parrilla, les agradeció en nombre del pueblo y el gobierno cubano, anunció importantes medidas y una mayor apertura en la política migratoria cubana, lo cual ha tenido sin dudas una gran acogida y gran repercusión durante las últimas horas, pues beneficia en gran medida a la gran comunidad de emigrados cubanos alrededor de todo el mundo.

Cada uno de estos encuentros regionales tiene sin dudas, sus peculiaridades. En las propias redes sociales se han compartido cientos de fotos de actividades oficiales, talleres, ferias, debates, galas culturales y celebraciones de fechas históricas que también han tenido lugar como parte de ellos y a propósito de las Jornadas por la Cultura Cubana, el aniversario de la muerte de Camilo Cienfuegos y la proximidad de las votaciones contra el bloqueo. Etiquetas como #CubanosSiempre y #JuntosXCuba han servido para unificar voces y compartir criterios de una geografía a otra por un fin común.

De lo que sí no cabe dudas, es que cada uno de estos eventos ratifican la voluntad histórica del gobierno cubano de reforzar el vinculo de Cuba con sus emigrados, esa relación nación-emigración presente desde hace siglos, desmintiendo la forma absoluta en que se ha querido politizar a la emigración cubana, desmarcarla de sus raíces y de sus contextos, anteponiéndola al desarrollo económico-social del país, al modelo escogido y construido por los propios cubanos.

La mayor parte de los cubanos que radican hoy fuera de Cuba se preocupan y mantienen una actitud positiva hacia su país, hacia su gente, no creen ni refuerzan ningún tipo de antagonismo, todo lo contrario, les interesa contribuir al desarrollo de la isla y se oponen rotundamente a ese otro sector que durante años se han prestado a un juego sucio para desacreditar y afectar los intereses de nuestro archipiélago.

Al igual que estos encuentros, las nuevas medidas anunciadas y las que vendrán seguramente más adelante amplían ese canal de comunicación existente en interés de todos los que, donde quiera que estén, si la aman y la enaltecen, seguirán siendo parte de esta, nuestra Cuba, esa Patria que ya en 1899 Francis H Nichols, en un artículo titulado Cuban Character, y retomado por el intelectual cubano Raúl Capote en su libro Enemigo, la define como la adoración y el fanatismo de los cubanos, esencia de la luz y la bondad, lo que todo buen cubano debe adorar.

Los cubanos de hoy, como los de entonces, a quienes el propio Nichols calificara de “dementes lúcidos”, ante cada nuevo obstáculo o intento de imposición contra la Patria —sin importar donde estemos—, volveríamos sin dudas a unirnos y responder, como en el siglo XIX lo hacíamos al preguntársenos como pretendíamos expulsar al Ejército español con tan pocos hombres y armas: “Es Verdad, pero nosotros somos cubanos”.

Tomado de: CubaAhora

Lo que el viento no se llevó de Baracoa

Un viejo campesino de Vertientes llora la muerte de un “Dormilón” sembrado por su abuelo, llora en silencio y trabaja la tierra, limpia el terreno para un fomento de cafetos, aquí crecerá todo de nuevo

Por: Raúl Antonio Capote

La primera vez que viajamos de Guantánamo a Baracoa, la carretera que conduce al vial de La Farola parecía un campo de batalla, la campiña estaba arrasada como si un gigante maligno se hubiera dedicado a torcer cada rama, arrancar cada penacho de palma, cada cocotero, cada cafeto, cada mata de cacao, a patear los techos de las casas y luego insatisfecha su ira, armado de un soplete se dedicara a quemar la tierra.

En el camino, cerca de la costa, paramos a salvar un cable de comunicaciones aplastado por el peso de los postes derribados por el viento. Un campesino con su yunta de bueyes nos prestó ayuda y logramos sacar el cable de entre los restos de cemento y acero que una vez le sostuvieron.

Subiendo La Farola, recogimos a un señor con pulover de ETECSA, le confundimos con un trabajador de esa empresa, resultó ser un campesino de la zona de regreso a su casa. Sebastian se presentó a si mismo con desenvoltura natural, asombrado contemplaba el cementerio de árboles en que se había convertido la zona, madre mía exclamaba a cada rato e identificaba las casas sin techo de amigos y parientes.

Sebastián se bajó en Altos de Cotilla, nos dio las gracias y nos invitó a detenernos un rato en su casa, hacernos un café y darnos unas malangas “menos mal que no fue mucho” dijo sonriente, la casa se inclinaba de costado sobre la pendiente, no aceptamos la oferta del guajiro, debíamos llegar lo más pronto posible a Baracoa.

Era un paisaje sepia el viaducto de la Farola, cubierto de ramas, peñascos y fango derramado, una hilera de vehículos intentaba pasar, de vez en cuando algunas piedras rodaban de lo alto a la carretera y había que esperar a que las motoniveladoras limpiaran el camino.

El viaje fue difícil y algo peligroso, pero el apuro por llegar nos hizo olvidar los obstáculos, de todas partes surgían rostros sorprendidos aún por la calamidad no calculada, pero se apreciaba ya la respuesta de muchos, junto a nosotros y antes que nosotros, miles de hombres y mujeres de todo el país corrían dejando detrás la familia, su vida cotidiana para acudir en ayuda de sus compatriotas.

Luego vinieron días de esos que hacen valedera la vida, que le otorgan sentido, la virtud colectiva, la bondad, el altruismo, perdonen que califique tanto, pero no encuentro como resumir, como reflejar con una frase literaria culta e inteligente tanta experiencia vivida, compartida en medio de un pueblo, ese donde primero amanece en Cuba, el tiempo de un pueblo convertido en tiempo de hornos, donde solo se podía ver luz.

Luego de dos semanas intensas volvimos a la Habana a reponer el equipaje, dedicarle un rato a la familia y regresar. Cuatro días después estábamos de nuevo en Baracoa. Para sorpresa nuestra, el paisaje ahora es diferente, el sepia ha sido sustituido por una rica paleta de colores, el verde prima, las palmas se empinan y los cocoteros se levantan del miedo momentáneo en que los sumió la ira del gigante.

De las quemaduras casi no queda nada pero sobreviven heridas que tardarán mucho en sanar, techos que nunca más cubrirán del sol y la lluvia, árboles centenarios perdidos para siempre.

Un viejo campesino de Vertientes llora la muerte de un “Dormilón” sembrado por su abuelo, llora en silencio y trabaja la tierra, limpia el terreno para un fomento de cafetos, aquí crecerá todo de nuevo, será mucho mejor que antes nos dice, mucho mejor que antes es la frase del momento y se escucha en todas partes.

El gigante se ensañó con esta tierra, sus vientos, sus rugidos, cruzaron el hocico del caimán sin lograr llevarse una vida humana consigo, a pesar de las ocho horas de furia homicida, del fuego y del viento, de la mar desatada, solo se llevó en el morral el polvo que levantó en los caminos, para luego soltarlo entre las olas del norte.

Matthew no pudo llevarse la bondad de esta gente, la hospitalidad, los deseos de vivir con plenitud y sacar adelante esta tierra, el espíritu de victoria, el honor del sacrificio, el orgullo de los habitantes.

Lo que más vale quedó intacto y reverdece, siempre reverdece entre las piedras duras y secas del litoral, en las lomas llenas de sol donde duerme por siempre una mujer, entre los ríos y su gente, aquí en este lugar de Cuba donde primero amanece.

La Impedimenta

Será que llevo la marca indeleble del fango en la piel

Crucé la Trocha en día de tormenta

Entre llantos y aleteos de aves moribundas

sin estellas sin halos de nube

Nos guiaba la mirada que no cesa

El fulgor de la pupila insonne

Por qué no somos dignos de cabalgar a su lado

 

La Impedimenta

Por: Raúl Antonio Capote

Por qué no soy digno

Será que llevo la marca indeleble del fango en  la piel

Crucé la Trocha en día de tormenta

Entre llantos y aleteos de aves moribundas

sin estellas sin halos de nube

Nos guiaba la mirada que no cesa

El fulgor de la pupila insonne

Por qué no somos dignos de cabalgar a su lado

Leer más “La Impedimenta”

#Cuba/USA: Quién está detrás de los contratos millonarios del béisbol

Por: Arthur González

20395-fotografia-mResulta sospechoso que después de 56 años de Revolución, los peloteros cubanos se conviertan en los mejores pagados de toda la historia de las Grandes Ligas del béisbol de Estados Unidos.Los recientes contratos firmados en el 2014 ya sobrepasan las cifras de los 65 millones, subiendo hasta los 75, algo nunca visto, unido al escándalo por el tráfico de personas a los que están siendo sometidos los peloteros de Cuba.

¿A quién beneficia este espectáculo mediático?

En primer lugar a los traficantes y cazadores de talentos, los que se embolsillan un alto por ciento de los millones y en segundo término a la política anticubana que desarrolla el gobierno norteamericano, con el propósito de conformar una matriz de opinión de que los cubanos “huyen” del coMexicanos-tratan-de-cruzar-la-frontera-hacia-EEUU-320x198munismo.

Mientras un latinoamericano sufre vejámenes, expulsiones y en muchas ocasiones la muerte, al intentar ingresar a Estados Unidos de forma ilegal, los cubanos son acogidos como héroes.

Hace muy pocos años era extraño ver a peloteros cubanos en el béisbol estadounidense, sin embargo en los últimos días el panorama cambió drásticamente, a pesar de que las autoridades de Inmigración conocen perfectamente que son traficayasiel-puig-pelotero contratadodos ilegalmente.

Un claro ejemplo es el de Yasiel Puig, contratado por Los Ángeles Dodgers; salió ilegalmente de Cuba en junio de 2012, en una lancha conducida por miembros de una red de traficantes de personas hasta Isla Mujeres, México y de ahí hasta Estados Unidos.

No es secreto para el Instituto de Inmigración y Naturalización estadounidense, que algunas de las hoy superestrellas cubanas de las Grandes Ligas, fueron víctimas de la trata de personas mediante operaciones de millones de dólares, en las que los traficantes se llevan una buena parte del dinero.

Muchos comentarios señalan que los traficantes radicados en Miami, capital del terrorismo anticubano, están vinculados con el grupo mexicano traficante de drogas, conocido como Los Zetas.

Años atrás la estrategia seguida era hacer desertar a los jugadores durante las competencias internacionales, por lo que era usual observar a varios cazas talentos en los estadios y en los hoteles donde se hospedaban los cubanos.

Ahora seleccionan al atleta y los buscan en la propia isla, sacándolos de manera ilegal con el empleo de lanchas rápidas al estilo de los narcotraficantes.

yulieski-gourriel-japonSin embargo, la Federación de Béisbol de Cuba ha modificado su política y en los últimos años permite la contratación de sus jugadores con equipos de la Liga Profesional de Japón y México, pero al ser legal la salida de estos peloteros, el Gobierno norteamericano no permite que sean contratados, aplicándoles las leyes que rigen el Bloqueo Económico, Comercial y Financiero contra Cuba.

Ya la Liga mexicana ha recibido presiones de los yanquis para que no contraten a los cubanos que tengan permiso de su Federación, pues esto no ofrece oportunidades para las campañas anticubanas.

A tal punto llega la agresividad de la política contra la Revolución, que si las Grandes Ligas negocian la contratación de un cubano en territorio norteamericano o canadiense, el salario es mucho menos que cuando se produce fuera de esos países.

Por este motivo, existe un interés en que la negociación se produzca en el extranjero, generalmente en México o República Dominicana, ya que la salida ilegal se divulga ampliamente como la “fuga” del régimen comunista.

En octubre de 2013, el pelotero cubano José Abreu, logró un contrato por 68 millones de dólares para jugar durante seis años con las Medias Blancas de Chicago. Semanas antes fue sacado ilegalmente de Cuba hacia República Dominicana, desde donde se anunció su contratación.

Uno de los más recientes casos, es el de Yasmany Tomás. Se plantea que tiene una oferta de 75 millones de dólares por siete años, con los Yankees de Nueva York, pero según el libelo “El Nuevo Herald”, Jay Alou, representante legal del cubano, afirma que su protegido podría convertirse en el primer pelotero cubano en superar la barrera de los 100 millones en las Grandes Ligas, rompiendo el récord establecido por Rusney Castillo, quien firmó por 72.5 millones de dólares y siete años, con los Medias Rojas de Boston en agosto del 2013.

Varios equipos de las Grandes Ligas como son los Filis de Filadelfia, los Gigantes de San Francisco, los Padres de San Diego, los Rangers de Texas, los Yankees y los Tigres de Detroit, al parecer se encuentran “desesperados” por capturar a los cubanos, y aunque estos demuestra la calidad del béisbol de la Isla, se olfatea un fuerte tufo político, pues peloteros talentosos disponibles se encuentran en México, Nicaragua, República Dominicana, Venezuela y en países asiáticos como Japón, China Taipei y Sur Corea.

Leer más “#Cuba/USA: Quién está detrás de los contratos millonarios del béisbol”

Cuba: una mirada a su modelo de bienestar V

Por: Dra. Patricia Arés Muzio

cubanas
cubanas

¿Cómo potenciar nuestro modelo cubano de bienestar?

El nuevo modelo económico tiene, entre sus objetivos, incrementar la productividad. Con el nuevo modelo económico el gran desafío es fortalecer nuestra propuesta cubana de bienestar que representa una alternativa al anti-modelo dominante, una concepción que también comparten y reiteran prácticamente todos los pueblos indígenas del continente y del mundo y proviene de una larga tradición dentro de diversas manifestaciones religiosas.

Leer más “Cuba: una mirada a su modelo de bienestar V”

Monika Ertl “La mujer que vengó al Che Guevara”

Por: Jürgen Schreiber

monika_
Monika Ertl

Hija de uno de los grandes propagandistas del nazismo (Hans Ertl, por mucho tiempo se lo conoció como “el fotógrafo de Hitler”) Leer más “Monika Ertl “La mujer que vengó al Che Guevara””

A %d blogueros les gusta esto: